inicio noticias economia turismo deportivo sociales cultural internacionales contacto
    Cochabamba, 18 de Noviembre de 2018
1 2 3 4 5
La libertad de expresión es patrimonio de la humanidad

Culturales
El Muro


[2017-03-22]
La huella es el olvido
Gonzalo Lema
La cultura del ignorante se construye en base a “ismos

Un conjunto de escritores norteamericanos invitó a Mario Benedetti a una recepción. Lo saludaron, claro, pero muy pronto lo dejaron librado a su suerte en el salón. Mientras ellos conversaban en grupos de cuatro, cinco y seis, él deambulaba con una copa de vino en la mano. Un largo momento después, y desde el fondo del ambiente, advirtió que una mano negra hacía esfuerzos por captar su atención y convocarlo a su lado.

Benedetti se alzó de hombros y caminó curioso hacia el propietario de la mano. Se trataba de un escritor negro sentado en una grada bebiendo whisky. “Yo siempre me he preguntado por qué los escritores de América Latina son tan solidarios con la causa negra.

Pero ahora que lo veo entiendo la razón: a ustedes también los tratan como a negros”. Eso fue lo primero que le dijo y ambos constataron.

Causa sorpresa cómo el mundo latinoamericano acompaña el proceso electoral de este país del norte fundado sin nombre. No sólo eso: celebra de verdad cada uno de los logros de su candidato y maldice cuando pierde. No desmaya en la esperanza de escuchar, un día que el electo despierte de muy buen humor, la ley que facilite la reagrupación familiar, que franquee suave la remisión de remesas o que facilite la tramitación de visas de turismo. Es decir: que nos trate como a gente. Soñar no cuesta nada.

No vamos a vivir esa experiencia. Para Estados Unidos del Norte, se puede debatir más o menos democracia al interior de su país, pero definido está que hacia el exterior sea, siempre, imperialista. El mundo ancho no le es ajeno. Es una bandeja de recursos naturales a la que tiene que saquear y dejar seca. Solo de esa manera se garantiza el altísimo confort de su gente. A fuerza de delicadezas y bombas, siempre lo ha logrado. Unos presidentes esgrimiendo su magnífica sonrisa de origen irlandés, los otros con el feroz rostro de las águilas. Obama mismo se retira con dos mil bombas arrojadas que no dejan de arder. La quinta flota patrulla desde hace años por estos mares del sur y descansa en bases de países “amigos”. O doblegados.

El muro ha existido desde siempre aunque con distintos nombres de pila. Río Bravo, por ejemplo. Guantánamo. O avenida Arze.

Alto, macizo, difícil de superar. Una vez logrado, los otros muros demarcan los roles y oficios subalternos que desde siempre se nos ha asignado: apalladores de duraznos en Arcata, deshierbadores en San Francisco. Obreros en Virginia, cleaners en New York. La charla del patrón al peón que mira el piso. El sombrero entre las manos. América del norte y América del sur, el Caribe y las Antillas.

Los aliados criollos del imperialismo se encuentran en una situación harto difícil y contradictoria. Que se sepa, nadie ha de franquearles la llave de la puerta para cruzar el muro. Estados Unidos de Norteamérica tiende a ser un mundo aparte y sin nosotros. Es más: sin nadie. Un paréntesis grande que indica que no son continuidad histórica europea, ni remotamente parte de este nuevo mundo. Por eso desaparecieron al pueblo originario. Pero las pequeñas burguesías nuestras tienen su corazoncito allá. Despotrican para Trump, que muralizó la xenofobia, y añoran los viejos tiempos cuando todo ya era como es, pero no hacía falta la vulgaridad de la evidencia.

Los argentinos de Macri también están pensando cómo concretar su viejo sueño. Ya se escuchan voces racistas y tibias recriminaciones. Como Trump, sufren con la migración de la frontera (andinización) en su remedo europeo. Ven con espanto cómo se convierten en sudamericanos cada día, y cómo la Europa de sus viejos se les aleja más y más. Entonces, los aliados criollos están pensando, con la imaginación que les caracteriza, en construir un muro ante Bolivia.

Vamos a llenar el mundo de muros. El sentimiento nacionalista ya ha dado paso al regionalista. El regionalismo tambalea frente al localismo. Por si fuera poco, es más fácil recuperar el Litoral antes que un vecino ceda un metro para la acera municipal. Ya se ven las ametralladoras en el jardín.

La cultura del ignorante se construye en base a “ismos








 

  22:07:09 Diferencias entre el Papa y Tru...
  22:02:09 EEUU recortará su ayuda a lAmer...
  21:57:49 Turquía, líder en periodistas p...
  21:50:37 Emotiva visita de Ronaldinho a M...
  21:41:07 Marcha contra el aborto en Sant...
  21:27:32 Convocatoria para las eleccione...
  21:21:35 Día Nacional Contra el Racismo ...
  21:10:15 Nuevo plazo para la inscripción...
  20:53:34 Huanuni : Juk!us se llevaron20 tone...
  20:47:59 Mánchester: la bomba era "poten...
  20:32:43 Ferrocarril sin rieles ...
  22:53:28 Bolivia En Iquique : Venta de c...


 















El factor Venezuela en la parada militar
Pagina Siete Editorial
2017-08-11
El presidente Evo Morales, durante su discurso en la parada militar de este año, llamó a las Fuerzas Armad...
Mas detalles...




  Copyright 2011 Diseño del sitio:    Tunari.com