inicio noticias economia turismo deportivo sociales cultural internacionales contacto
    Cochabamba, 14 de Noviembre de 2018
1 2 3 4 5
La libertad de expresión es patrimonio de la humanidad

Culturales
Un creciente bache de credibilidad


[2018-01-07]
Durante el conflicto de Vietnam, la población norteamericana progresivamente se fue oponiendo a la guerra en el sudeste asiático, sobre todo por el cúmulo de mentiras que emanaban de las propias autoridades y hasta de la Casa Blanca. En esas agitadas épocas de la década de los 60 del siglo pasado, surgió el término “credibility gap”, o sea, bache de credibilidad. Pocos creían lo que voceros oficialistas de EEUU decían con respecto a la evolución de la lucha contra el Vietcong. Esto atormentó al presidente Lyndon Johnson y por eso decidió no presentarse a la reelección. Recién se firmó la paz con Hanoi durante la Presidencia de Richard Nixon y con Henry Kissinger como secretario de Estado. Pasadas las décadas, persisten sospechas acerca del bache de credibilidad, estigma que hasta hoy -en épocas de Donald Trump- hace que los estadounidenses desconfíen de las expresiones de sus gobernantes.

Si eso sucedió y aún ocurre en un país democrático de larga estabilidad, en nuestra Bolivia el bache de credibilidad del momento presente ya se transformó en un tremendo cráter. Hoy aquí casi nadie le cree a este Gobierno, debido al cúmulo de mentiras y contradicciones. Tampoco se cree mucho en las palabras del presidente y del vicepresidente, dicho esto con el mayor respeto, pero con comprobado realismo.

Los ejemplos abundan. Evo Morales afirmó ante la prensa internacional que respetaría los resultados del 21 de febrero de 2016 y si era derrotada su ponencia, al concluir su mandato se retiraría y abriría un restaurante. Al poco tiempo cambió de actitud; no solo que no ha respetado el referendo, sino que además permitió una serie de piruetas seudolegales hasta obtener el espurio dictamen del Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) que lo habilita indefinidamente como candidato.

También dijo Evo Morales: “Hay que obedecer al pueblo”, pero eso ciertamente no es verdad, ni en este caso ni en otros. En 2011 y en 2017 no se acató la voluntad mayoritaria, que mediante votos blancos o nulos rechazó las insólitas elecciones de magistrados, quienes asumieron antes (asumieron los nuevos pocos días atrás) con votos mínimos y sin plena legitimidad. ¿Dónde queda el dicho “lo que el pueblo decida”? Álvaro García Linera reiteró varias veces que la Constitución Política del Estado era “intocable”; luego no tuvo empacho en manipularla. Los ejemplos abundan. Esta administración ha perdido credibilidad ante el pueblo boliviano, resulta difícil confiar ahora en sus promesas. Lo preocupante: mientras crece el bache de credibilidad, peligra la institucionalidad democrática.

EL DEBER editorial








 

  22:07:09 Diferencias entre el Papa y Tru...
  22:02:09 EEUU recortará su ayuda a lAmer...
  21:57:49 Turquía, líder en periodistas p...
  21:50:37 Emotiva visita de Ronaldinho a M...
  21:41:07 Marcha contra el aborto en Sant...
  21:27:32 Convocatoria para las eleccione...
  21:21:35 Día Nacional Contra el Racismo ...
  21:10:15 Nuevo plazo para la inscripción...
  20:53:34 Huanuni : Juk!us se llevaron20 tone...
  20:47:59 Mánchester: la bomba era "poten...
  20:32:43 Ferrocarril sin rieles ...
  22:53:28 Bolivia En Iquique : Venta de c...


 















El factor Venezuela en la parada militar
Pagina Siete Editorial
2017-08-11
El presidente Evo Morales, durante su discurso en la parada militar de este año, llamó a las Fuerzas Armad...
Mas detalles...




  Copyright 2011 Diseño del sitio:    Tunari.com