inicio noticias economia turismo deportivo sociales cultural internacionales contacto
    Cochabamba, 21 de Noviembre de 2018
1 2 3 4 5
La libertad de expresión es patrimonio de la humanidad

Ecologia
Más sobre la cumbre de Tiquipaya


[2015-10-20]
El presidente Evo Morales y otras autoridades de Gobierno han aprovechado el II foro contra el cambio climático realizado en Tiquipaya para hacer un nuevo ataque contra el capitalismo. El foro ha emitido un documento de conclusiones -hiperideologizado y simplista- en el que le echa la culpa de la degradación del medioambiente al "capitalismo” y al mundo desarrollado.

Eso es o solo parcialmente cierto, o directamente, falso. No es, per se, el capitalismo el que provoca ese daño, sino las actividades humanas que no tienen supervisión y control; que responden a ese afán denodado de consumo y crecimiento que es común a prácticamente todas las naciones del planeta.

Muchas de esas actividades humanas son de tipo privado a gran escala (que es lo que se entiende generalmente por "capitalismo”), pero otras son de pequeña escala, como la minería cooperativizada (llamada informal o ilegal en otros países) y otras finalmente son iniciativas estatales, como construir una carretea a través del TIPNIS, permitir la actividad petrolífera en parques nacionales y anunciar reactores nucleares.

La degradación del medioambiente tiene muchas caras en el mundo. Los países más desarrollados, sin embargo, sobre todo los de Europa, han hecho en las últimas décadas grandes esfuerzos por protegerlo o mitigar el daño ya hecho y han logrado un relativo éxito: han cambiado buena parte de su matriz energética (aunque no lo suficiente), existen normas estrictas contra la deforestación, se intenta reducir la emisión de gases de efecto invernadero y se alienta el reciclado de la basura -que es otro de los grandes problemas de contaminación-.

Con todo, en el discurso alternativo sobre cómo salvar -ya de manera urgente y desesperada- al planeta, se discuten especialmente responsabilidades y culpas. Los países industrializados están interesados en empujar cambios, pero sin afectar a sus grandes corporaciones; y del otro lado del mundo -como se volvió a presenciar en Tiquipaya y seguramente será tema de debate en la COP 21 en París próximamente- se busca que el costo de este desastre ambiental y climático sea "costeado” por los ricos, casi eximiendo de responsabilidades al resto del mundo. "En esta cumbre climática, Bolivia no debe nada, quienes deben al mundo es Alemania, Inglaterra, Francia, España, Italia, Estados Unidos, ellos tienen que cambiar; nosotros no tenemos que cambiar, nosotros somos cuidadosos de la Madre Tierra”, señaló el Vicepresidente de Bolivia.

Si bien es cierto que las cuotas de las naciones ricas y desarrolladas deben obviamente ser mayores, ningún país del planeta puede dejar de lado sus responsabilidades y tareas compartidas. Y esto, en lo posible, debiera dar lugar a una diálogo sobre verdaderas alternativas al desarrollo como es concebido por este mundo global, antes que por una rencilla retórica entre capitalismo o progresismo, por dar algunos ejemplos.

No es aceptable que algunos gobiernos de países en desarrollo aseguren que Occidente ya tuvo su "cuota parte” de grave afectación al medioambiente y que ahora, aseguran, "les toca a ellos” dañar a la Madre Tierra. "Si ellos lo hicieron antes, ahora lo haremos nosotros”, es la muy primitiva argumentación que se refleja en opiniones como las del Presidente y Vicepresidente bolivianos en sentido de que "no seremos guardabosques del mundo desarrollado”. Es decir, "no cuidaremos el bosque”. No es cuestión de matar al "monstruo del capitalismo” y seguir cerrando los ojos ante lo que a cada quien le toca hacer. Continuar con un modelo de desarrollo de extractivismo intensivo no sólo es altamente capitalista, sino intensamente depredador y hace que el discurso de países como Bolivia ante el mundo aparezca falso, artificioso. Hay, con todo, otro mundo posible. Costa Rica, por ejemplo, ha basado su desarrollo en actividades amigables con el medioambiente, como el ecoturismo y similares; éste hoy tiene una situación económica y social varias veces superior, por ejemplo, a la de Bolivia.

Pagina Siete editorial








 

  22:07:09 Diferencias entre el Papa y Tru...
  22:02:09 EEUU recortará su ayuda a lAmer...
  21:57:49 Turquía, líder en periodistas p...
  21:50:37 Emotiva visita de Ronaldinho a M...
  21:41:07 Marcha contra el aborto en Sant...
  21:27:32 Convocatoria para las eleccione...
  21:21:35 Día Nacional Contra el Racismo ...
  21:10:15 Nuevo plazo para la inscripción...
  20:53:34 Huanuni : Juk!us se llevaron20 tone...
  20:47:59 Mánchester: la bomba era "poten...
  20:32:43 Ferrocarril sin rieles ...
  22:53:28 Bolivia En Iquique : Venta de c...


 















El factor Venezuela en la parada militar
Pagina Siete Editorial
2017-08-11
El presidente Evo Morales, durante su discurso en la parada militar de este año, llamó a las Fuerzas Armad...
Mas detalles...




  Copyright 2011 Diseño del sitio:    Tunari.com