inicio noticias economia turismo deportivo sociales cultural internacionales contacto
    Cochabamba, 20 de Septiembre de 2018
1 2 3 4 5
La libertad de expresión es patrimonio de la humanidad

Economia
Inversión en títulos de El Salvador


[2017-05-07]
Una vez más el gobierno muestra confusión y poca transparencia en la información sobre el manejo de los recursos nacionales, esta vez en una operación todavía no aclarada del Banco Central de Bolivia (BCB).

En enero pasado, el senador Óscar Ortiz denunció que el entonces presidente del BCB, Marcelo Zabalaga, había sido forzado a renunciar por haber autorizado la compra de bonos de El Salvador. El ministro Luis Arce negó entonces que hubiese sido así: "…el Gobierno nacional ni el Banco Central ha hecho ninguna operación con la República de Honduras”, dijo, confundiendo quizá este país con El Salvador, o diciendo una cosa por otra para no decir lo que no quería decir.

Ahora resulta que la operación sí se llevó a cabo, según reconoció el propio presidente del BCB, Pablo Ramos: Bolivia compró bonos de El Salvador por 191,2 millones de dólares.

El Salvador es un país con baja calificación de riesgo; es decir con alto riesgo, como puede ser verificado por cualquier ciudadano con acceso a internet.

Tres de las principales empresas calificadoras de riesgo del mundo han rebajado la nota de ese país recientemente hasta la categoría de mayor riesgo.

La agencia Fitch Ratings rebajó la calificación salvadoreña de "B+” a "B” debido a su creciente endeudamiento y al débil desempeño económico en relación al resto de la región.

Standard and Poors también rebajó la calificación y de "B-” pasó a "CCC”, con lo que puso a la capacidad de pago de ese país a la par de la República del Congo y Venezuela.

La tercera agencia internacional de calificación, Moody’s, anunció que bajó la evaluación de B3 a Caa1 (las empresas calificadoras tienen diferentes escalas para establecer la capacidad de pago de las naciones). Caa1 corresponde a emisores de deuda considerados "especulativos y de alto riesgo crediticio”.

El Salvador atraviesa por una aguda crisis financiera. El país está en default interno; sus autoridades admitieron que atraviesa por una crisis de liquidez desde mediados del año pasado y que ha retrasado los pagos a diversos proveedores y servicios.

Bolivia invirtió dinero en instrumentos de deuda de ese país, en una operación mal explicada, que podría hacer que el país pierda el total de la inversión: la apreciable suma de 191 millones de dólares.

El presidente del BCB justificó esta operación de alto riesgo porque el país obtendrá una ganancia de tres millones de dólares; es decir apenas 1,5% (en un plazo no aclarado).

El reglamento del BCB supuestamente prohíbe inversiones en países con calificaciones menores a A. Se entiende que este criterio debe aplicarse por extensión a los instrumentos específicos en lo que se invierte; no sólo al país, pues el mismo país puede emitir títulos de muchas calificaciones.

En el caso que nos ocupa, el Ministro de Economía y Finanzas ha explicado que los títulos adquiridos tienen la garantía del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), entidad que según esa versión honraría los pagos en caso de incumplimiento de El Salvador. Si esto es efectivamente así, los títulos tendrían la calificación del BCIE y no habría mayor inconveniente; sin embargo, este aspecto no ha sido aclarado.

De manera absolutamente lamentable, las principales autoridades financieras del país han ofrecido informaciones confusas e incompletas sobre esta operación que, por razones obvias, preocupa a los bolivianos. No se sabe si es porque no entienden lo que están informando o porque no quieren informar a cabalidad.

Es imprescindible que las autoridades económicas del país cumplan con su responsabilidad aclarando esta situación. Por lo hasta ahora escuchado, el presidente del BCB pone en duda su conocimiento en materia financiera, lo que sería gravísimo, siendo él nada menos que la cabeza de la principal entidad monetaria del país.

En unos meses más sabremos si los títulos adquiridos tenían efectivamente la garantía mencionada o si el país, para ganar unos magros 1,5%, ha perdido 191 millones de dólares.

Independientemente de la rentabilidad, el Banco Central no debiera jamás hacer inversiones especulativas que pongan en riesgo los recursos del país.

Salvo que las explicaciones todavía debidas digan otra cosa, al parecer se ha cometido una falta que puede costarle caro al país.

PAGINA SIETE editorial








 

  22:07:09 Diferencias entre el Papa y Tru...
  22:02:09 EEUU recortará su ayuda a lAmer...
  21:57:49 Turquía, líder en periodistas p...
  21:50:37 Emotiva visita de Ronaldinho a M...
  21:41:07 Marcha contra el aborto en Sant...
  21:27:32 Convocatoria para las eleccione...
  21:21:35 Día Nacional Contra el Racismo ...
  21:10:15 Nuevo plazo para la inscripción...
  20:53:34 Huanuni : Juk!us se llevaron20 tone...
  20:47:59 Mánchester: la bomba era "poten...
  20:32:43 Ferrocarril sin rieles ...
  22:53:28 Bolivia En Iquique : Venta de c...


 















El factor Venezuela en la parada militar
Pagina Siete Editorial
2017-08-11
El presidente Evo Morales, durante su discurso en la parada militar de este año, llamó a las Fuerzas Armad...
Mas detalles...




  Copyright 2011 Diseño del sitio:    Tunari.com