inicio noticias economia turismo deportivo sociales cultural internacionales contacto
    Cochabamba, 12 de Noviembre de 2018
1 2 3 4 5
La libertad de expresión es patrimonio de la humanidad

Personaje
Bolivia : El pajarito que quita el sueño al Gobierno


[2017-11-16]
Resulta casi surrealista observar al Gobierno tratando de convencer al país de que el presidente Evo Morales es el tuitero número uno de Bolivia.

Con cuadros interactivos, estudios de impacto, aplicaciones especializadas, tour de medios y conferencias de prensa, la ministra de comunicación, Gisela López, trató de explicar su tesis de que el mandatario es el tuitero más importante de Bolivia.

Hasta un niño de 10 años sabe que dos es más que 1, que 10 es más que nueve y que los 326 mil seguidores de Carlos Mesa son más que los 277 mil seguidores del presidente Morales en Twitter.

Un niño de 10 años también sabe que la vida no pasa por Twitter, que ahí no se elige presidente, que ahí no se define el futuro político de nadie, que Twitter es únicamente una aplicación para compartir mensajes, cuyo símbolo es un pajarito mensajero.

Por eso, llama la atención que el Presidente en persona haya salido a reclamar porque el estudio de un especialista que, dicho sea de paso, lo único que hace es contar seguidores de los políticos, periodistas y otros ciudadanos influyentes (influencers) de Bolivia, lo ubica en segundo lugar. Algo que, por lo demás, esta red social muestra en el perfil de cada usuario.

El pequeño detalle es que el primero es Carlos Mesa, el mismo que le pisa los talones en las encuestas electorales previas a unos comicios todavía inciertos.

En su afán de mostrarse como el primero, el Mandatario atacó a Página Siete por haber publicado el estudio de los influencers más seguidos de Bolivia. De pasada se quejó por otros dos titulares que, igual que el primero, tenían fuentes contrastadas y eran de conocimiento público.

El ensañamiento con Página Siete es evidente, puesto que la información sobre los políticos tuiteros fue publicada previamente en una revista de Santa Cruz, sin que el Gobierno saliera a atacar a su director ni a sus periodistas.

Con su actitud, el mandatario quedó como el chico engreído del barrio, que si no consigue sus caprichos es presa de una rabieta.

La queja del Presidente, a no dudarlo, ha tenido que mover las estructuras burocráticas del Gobierno. De otra manera, no se explica que la ministra López haya dedicado al menos tres días de su trabajo (domingo, lunes y martes) a convencer de que el Presidente es el número uno. Luego de exhibir sus cuadros llegó a la conclusión de que Evo es, en realidad, "el influenciador número uno de Bolivia”.

Si de premiar categorías en Twitter se tratara, también se podría escoger al político que tuitea más veces al día, al que responde más mensajes, el que sigue a más personas, el más indígena de todos, el mejor peinado, el mejor vestido. En fin, el asunto no tiene sentido.

López llegó a esa conclusión aplicando herramientas digitales que miden la interacción de los tuits, lo cual evidentemente es un valor dentro de esa red social. Lo que no dijo la Ministra es que su despacho tiene entre sus tareas, la viralización de los contenidos que emite el mandatario.

Y, para aquello que no pudo explicar recurrió al expediente fácil de acusar a los incrédulos de ser racistas y discriminadores por poner en duda que el mandatario escriba personalmente sus tuits.

Aludir a la condición de indígena del Presidente para salir al frente de cualquier información que lo involucre o cualquier crítica que se le haga, aludiendo racismo y discriminación, es insultativo para el propio Presidente.

Pero, el disgusto presidencial no quedó ahí. No contento, el Mandatario arremetió contra un grupo de embajadores europeos que hizo una visita de cortesía a Página Siete con un mensaje de respaldo a la libertad de expresión. Con esa ofensa a los diplomáticos, se lo habrán dicho sus asesores, la que salió desportillada es su propia imagen, porque se muestra como un Presidente intolerante.

La excesiva preocupación en torno a la red social mencionada, resulta además ingrata con el país, como si no hubieran estructurales problemas para resolver, como la corrupción, el estado deplorable de la salud pública, la caída de los ingresos públicos que ha golpeado fuertemente a las regiones, entre otros.

PAGINA SIETE editorial








 

  22:07:09 Diferencias entre el Papa y Tru...
  22:02:09 EEUU recortará su ayuda a lAmer...
  21:57:49 Turquía, líder en periodistas p...
  21:50:37 Emotiva visita de Ronaldinho a M...
  21:41:07 Marcha contra el aborto en Sant...
  21:27:32 Convocatoria para las eleccione...
  21:21:35 Día Nacional Contra el Racismo ...
  21:10:15 Nuevo plazo para la inscripción...
  20:53:34 Huanuni : Juk!us se llevaron20 tone...
  20:47:59 Mánchester: la bomba era "poten...
  20:32:43 Ferrocarril sin rieles ...
  22:53:28 Bolivia En Iquique : Venta de c...


 















El factor Venezuela en la parada militar
Pagina Siete Editorial
2017-08-11
El presidente Evo Morales, durante su discurso en la parada militar de este año, llamó a las Fuerzas Armad...
Mas detalles...




  Copyright 2011 Diseño del sitio:    Tunari.com